lunes, 2 de abril de 2012

VIA CRUCIS DE LA REDENCIÓN DE ZAMORA

PROCESIÓN Y VIA CRUCIS DE LA REDENCIÓN



Las imágenes del
CRISTO DE LA LANZADA

LA VIRGEN DE LOS CLAVOS


 recorrieron por primera vez las calles zamoranas en un desfile propio.

La Real Cofradía del Santo Entierro decidió ayer desafiar la amenaza de lluvia y celebrar la nueva procesión con la que por primera vez este año se ha realzado el cuarto indulto concedido a un preso durante la Semana Santa de Zamora.

El indultado un joven zamorano M. R. C.,de 30 años,
 El preso perdonado en la nueva ceremonia de la Redención celebrada ayer, califica su indulto como «un milagro».
El desfile salió a la hora señalada, las ocho de la tarde,

IGLESIA DE SAN ESTEBAN

 a pesar de que en ese momento el cielo se encontraba completamente nublado y dejaba caer las primeras gotas.


Los cofrades, que desfilaron en dos filas laterales intercaladas por las catorce cruces de madera portadas para la posterior celebración del Vía Crucis a la llegada a la Catedral.

La Banda del Santísimo Cristo del Perdón fue la encargada de abrir el desfile al ritmo marcado por los tambores.

 Sin embargo, fue el inconfundible repique del barandales el que anunció la puesta en marcha de la procesión ante la atenta mirada del numeroso público congregado en las inmediaciones de la iglesia de San Esteban, expectantes ante el nuevo desfile que acoge la Semana Santa de Zamora.

Terminado el Via Crucis, la subdelegada del Gobierno se dirigio al preso.

Al término de su discurso, el obispo de Zamora, Gregorio Martínez Sacristán, tomó la palabra para realzar el significado religioso del Vía Crucis celebrado con anterioridad, compuesto por catorce estaciones, y cerró la ceremonia con un afectuoso abrazo al recluso liberado, que ocultó su identidad bajo la túnica de la Real Cofradía del Santo Entierro que vistió en todo momento.



El acto contó con la presencia de diferentes autoridades públicas, como la alcaldesa de Zamora, Rosa Valdeón y con representantes de la Diputación Provincial, las Cortes de Castilla y León y de la Semana Santa de la capital.
 Asimismo, la celebración fue seguida por un numeroso público que se congregó en los alrededores de la Plaza de la Catedral, donde los cofrades se distribuyeron, así como en el interior del atrio, para escoltar a las dos imágenes titulares de la procesión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario