viernes, 31 de marzo de 2017

VIA CRUCIS DE SAN ILDEFONSO, SEVILLA


IGLESIA DE SAN ILDEFONSO




La feligresía de San Ildefonso vivió en la  tarde del viernes,  momentos históricos.

No se recordaba a la venerada imagen de Jesús Cautivo sobre un paso portado con costaleros y así sucedió.

 El sol de una tarde de Cuaresma iluminó el rostro del Señor para dejar imágenes que quedarán para el recuerdo.


 La música corrió a cargo de la Escolanía de María Auxiliadora de la Trinidad.



VIA CRUCIS JESÚS CAUTIVO Y RESCATADO DE SAN ILDEFONSO, SEVILLA

Salida a la 18.30



Pasadas las seis y media de la tarde, el Cautivo salió de su templo sobre el paso de San Juan Bosco de la Trinidad.
 Catorce estaciones repartidas por todo el recorrido sirvieron como hilo argumental de un via crucis







Plaza de San Ildefonso,


Boteros,



 Sales y Ferre,



 Plaza del Cristo de Burgos, 




Dormitorio,



 Ahondiga,

Plaza de San Leandro,




Cardenal Cervantes,


 Santiago, 














Juan de la Encina, Imperial,







Medinaceli, San Esteban,



 Plaza de Pilatos,


 Caballeriza,

 Plaza de San Ildefonso

Pasadas las nueve y media, el Cautivo regresó a su templo. Una jornada para la historia, una procesión fuera del orden marcado por el rito cofrade, una devoción pura marcada por los aplausos espontáneos a cada paso para que nunca se pierda el amor que Sevilla guarda al Cautivo.

DOLOROSA DE PAMPLONA

La imagen puede contener: una persona, texto


Recibe culto en San Lorenzo

Preparada para su traslado
La imagen puede contener: noche e interior


Dolorosa de Pamplona sobre sus andas de Victor Eussa.

 Fue tallada por D. Rosendo Nobas y Ballbé (1838-1891), alumno de la Escuela de Lonja y profesor de ella desde 1877 y el mejor discípulo de los Vallmitjana.

¡SALDRÁS, MADRE DE PAMPLONA!

 Por el pórtico de San Lorenzo, a calles y plazas, para con tu manto -bordado en oro del amor- vayas derrochando fuerza ante el dolor, encanto ante la mediocridad
que nos sacude.

  La imagen puede contener: una persona, interior
Mirarás, Señora de la Soledad, con esos ojos que rompen nubes y estrellas y, al dirigirlos hasta infinita altura, pensar que -ese lugar- es el que soñamos y quisiéramos disfrutar los hijos de Navarra.  Realizó una gran cantidad de bustos y monumentos y destacó como restaurador de la técnica de la terracota.

La imagen puede contener: una persona, primer plano

 El manto lo hicieron las adoratrices en 1960, siendo regalado por la ciudd de Pamplona.

Mañana, este viernes, te trasladamos MADRE, tal vez para no olvidar que somos peregrinos y que, en las encrucijadas de la Pamplona de hoy, a veces manchadas de violencia e improperios es necesario permanecer al pie de la cruz. Al pie de esa cruz con la misma fortaleza, audacia y serenidad con la que tú estuviste.

  La imagen puede contener: noche e interior

¡SALDRÄS, VIRGEN DOLOROSA! Para comunicarnos delirios de fe y de esperanza y, también tú, para recibir el homenaje de aquellos que, en Ti, encontramos certezas, sabiduría, beldad, comprensión y dulzura
La imagen puede contener: interior

¡CUÁNTO TE NECESITAMOS, OH MADRE! A veces huérfanos, y a veces inmersos en ruido A veces arriba, y otras en las cloacas de este mundo A veces alegres, y a la vuelta de la esquina atenazados por divisiones y tristezas. Saldrás, desde San Lorenzo a la Catedral, y algunos se quedarán sin salir de sus guaridas. Serán felices en sus ideas que nos enfrentan Orgullosos de ser "diosecillos" de cera Satisfechos de rupturas y diferencias No hay texto alternativo automático disponible.



Mañana, solo sé Madre que mañana, intentaré trasladarme desde la tierra que piso hasta ese cielo, grande y azul, al cual tú -VIRGEN DOLOROSA DE PAMPLONA- siempre miras, aspiras y al contemplarlo te emocionas y para nosotros lo conquistas
 AMén.
Javier Leoz Ventura


La imagen puede contener: una persona, texto y primer plano

jueves, 30 de marzo de 2017

EL CRISTO DE LAS TRES CAIDAS Y LA ESPERANZA DE TRIANA CUATRO SIGLOS JUNTOS



Cuatro siglos navegando juntos Llevan cuatro siglos navegando juntos.

Imagen de principios del siglo XX con los pasos de la Esperanza de Triana en la antigua cárcel del Pópulo
Antigua cárcel de Pópulo

 La del Cristo de las Tres Caídas y la Esperanza de Triana es la historia de un encuentro, de una fusión que cumple este año su cuarto centenario y que tuvo por testigo el río

Esperanza-Triana-Cárcel-Pópulo
Fue a la orilla del río, donde llegaban los barcos que traían a los marineros que venían de las Indias. De donde el arrabal tomaba el barro para su principal industria. Y donde la Esperanza de Triana tuvo una de sus primeras capillas.
 Fue en la calle Betis que antes todos conocían por “la orilla del río”. Allí había un convento, el del Espíritu Santo – en el actual solar del colegio Cristo Rey-, donde llegó en 1616 el Cristo de las Tres Caídas para fusionarse con la cofradía de la Esperanza.


 El Señor venía de la Cava de los Gitanos, del Convento de las Mínimas. Allí se había fundando ocho años antes a instancias del clérigo y vecino del barrio Francisco de Lara. Cosa extraña ver una hermandad de hombres alojada en un convento femenino que, además, tenía un alto sentido de la austeridad y muy estrictas normas. Quizás por eso al poco tiempo se planeara una fusión.
La Esperanza de Triana por Sierpes entre los años 1923 y 1928
 La Esperanza de Triana por Sierpes entre los años 1923 y 1928


Una fusión a la que no hay que buscarles romanticismos, aunque el tiempo ha querido que los tenga. Una fusión que se produjo por un mandato expreso del provisor del arzobispado. Para ello, la hermandad del Señor tuvo que dejar en las Mínimas a la Virgen de los Dolores – actual Virgen de la Salud – , dolorosa con la que venía haciendo estación de penitencia a Santa Ana.

 Con todo ello, y tras la fusión, el Cristo de las Tres Caídas hizo su entrada en el Hospital del Espíritu Santo. Allí el Señor siempre tendría más aspiraciones de ver aumentada su devoción que en el convento de clausura en el que estaba. Y es que, aunque hoy nos parezca bien ubicado, en pleno Pagés del Corro, en aquella época se le consideraba encontrarse “fuera de la vecindad de Triana”.

 En su nuevo destino, el Cristo de las Tres Caídas compartió altar con la Esperanza hasta que en 1676 consiguió tener capilla propia, incl uso, de mayor tamaño que la que acogía a la dolorosa


A partir de ese momento, ambas imágenes comenzaron a navegar – y a peregrinar juntos – pues la historia de ambos es como la del barco que encalla, como la del galeón que naufraga. De todas las penurias posibles, ambos resistieron infinidad de ellas. Traslados, inundaciones, abandonos…

 Con la mente puesta en la construcción de una capilla propia en la calle Larga (actual Pureza), ambos fueron protagonistas de una peregrinación que los llevó a Santa Ana, al Convento de los Remedios, a la capilla de la Encarnación y, de nuevo, al Espíritu Santo durante todo el siglo XVIII y principios del XIX.
Cuando en 1815 inauguran, por fin, su propia capilla, medio siglo después, en 1853, son expulsados de la misma. Ocurrió cuando la Junta Revolucionaria de 1868, que mandó a Isabel II al exilio, desamortizó muchos de los bienes de la Iglesia para sanear sus cuentas.


De ahí partieron al coro de San Jacinto, en el más absoluto abandono y olvido. Fueron los años en los que hermanos del Cachorro se apropiaron de la Virgen de la Esperanza y la procesionaron detrás del Cristo de la Expiración en suplantación de la Virgen del Patrocino entre 1878 y 1889.



 Ambos han padecido y han visto como sus fieles morían a manos de la peste o la fiebre amarilla; han sido testigos de cómo las “arriás” ahogaban las calles de su barrio y de su propio templo. El incendio que en San Jacinto afectó a la dolorosa, los lugares en los que se ocultaron para que no los encontraran en los convulsos años 30.
 Cuatrocientos años dan para mucho… también para dar gracias porque aunque este viaje ha sido tormentoso también ha estado plagado de buenas noticias. Probablemente, la mejor es que cuatro siglos después el Cristo de las Tres Caídas y la Virgen de la Esperanza constituyen dos de los más importantes puntales devocionales en los que se asienta la ciudad.

Resultado de imagen de procesion de la esperanza de triana

NUESTRA SEÑORA DE LA SOLEDAD LIBERA A UN PRESO EN GRANADA 2016

LIBERACIÓN DEL PRESO DE GRANADA


Tras el indulto concedido por el Consejo de Ministros la pasada semana | Se trata de un interno que fue condenado por un delito de tráfico de drogas al menudeo y que ya disfrutaba del tercer grado en el Centro de Inserción Social

Viernes Santo de 2015 en Granada. C. M. E , fue el preso indultado por la hermandad de Nuestra Señora de la Soledad.


La Hermandad de Nuestra Señora de la Soledad y Descendimiento del Señor liberará este Viernes Santo en Granada a un preso tras el indulto concedido por el Consejo de Ministros la pasada semana.

 Se trata de un interno de unos 30 años, granadino, que fue condenado por un delito de tráfico de drogas al menudeo y que ya disfrutaba del tercer grado en el Centro de Inserción Social de Granada, según ha informado a Europa Press el hermano mayor de la Soledad, Enrique Crespo.


 La cofradía recuperó este privilegio en 2010, después de 82 años, ya que llevaba sin hacerlo desde 1928, año en el que le fue conmutada la pena capital a un reo que había sido acusado de homicidio que logró reducir su castigo a cadena perpetua gracias a la merced otorgada por Alfonso III.


Sin embargo, entonces, hace seis años, el preso elegido, que disfrutaba de un tercer grado, fue detenido por tráfico de drogas dos días antes de que se le otorgara el privilegio y después condenado a cuatro años y medio de cárcel por un delito contra la salud pública.

 Aún así, la Hermandad, que había decidido recuperar la tradición con motivo de sus 450 años de su fundación, volvió a pedir otro indulto al año siguiente, sin que entonces se registraran incidentes de ningún tipo.

 El indulto fue concedido por primera vez por la Reina Victoria Eugenia de Battenberg, Hermana Mayor Honoraria de la Hermandad y esposa del Rey Alfonso XIII, a quien se le solicitó con motivo de su onomástica en 1927. Así, el 2 de abril de 1928 la Dirección General de Justicia, Culto y Asuntos Generales, y por acuerdo del Consejo de Ministros, propuso a Alfonso XIII la conmutación de la pena de muerte por la inmediata de cadena perpetua a un reo de Alhendín (Granada) en el acto de la Adoración de la Santa Cruz del Viernes Santo de ese año, tal y como luego se hizo.


 La liberación se producirá antes de la salida de la comitiva, ya formada, el Viernes Santo en el Monasterio de San Jerónimo, donde se leerá, en un pergamino el acta y se le concederá la gracia de forma simbólica, tras lo que se incorporará al cortejo penitencial de forma anónima.

PRO-HERMANDAD TRES CAIDAS DE MADRID

Tras conversaciones mantenidas con los miembros de la Banda de Cornetas y Tambores "La Caída", radicada en San Lorenzo del Escorial, dirigida por D. Félix Luis Pastor, y en la dirección músical D. Miguel Arranz García y Manuel Menéndez Piñár, podems comunicar que:


 La incorporación de la Banda de CC.TT. "La Caída" a nuestra Pro-Hermandad como banda oficial de la misma, cambiando su denominación por la de "Banda de CC.TT. Stmo. Cristo de las Tres Caídas de Madrid".



 La banda que este año celebra su 30 aniversario, consta de unos cincuenta componentes y ha dado muestras de su sobrada calidad en distintos actos desde su fundación.



CRISTO YACENTE DEL SANTO ENTIERRO DE MOSTOLES



REAL E ILUSTRE CONGREGACIÓN DE NUESTRA SEÑORA DE LA SOLEDAD Y  DESAMPARO Y SANTO CRISTO DEL SEPULCRO.

La Imagen del Santo Cristo Yacente es una imagen de bulto realizada por los talleres de Olot.
 La Congregación la adquirió después de la Guerra Civil para instalarla en una urna que se encontraba en la parte inferior del altar de Nuestra Señora de la Soledad y Desamparo en la Parroquia de San Ginés.
Resultado de imagen de CRISTO YACENTE DEL SANTO ENTIERRO DE MOSTOLES

La imagen fue trasladada a la Parroquia de San Fermín de Villaverde Bajo y fue colocada en la parte inferior mesa de altar de piedra que adquirió la congregación para este templo.

Cuando D. Francisco María Martínez es trasladado a la Parroquia de San Clemente el Romano, la imagen deja la Parroquia de San Fermín y se lleva a Villar del Olmo.

Cuando la Hermandad del Santo Entierro de Móstoles se queda sin Imagen titular, la Real e Ilustre Congregación de Nuestra Señora de la Soledad y Desamparo la cede en depósito para que pase a ser su imagen titular.



Ésta es con la que procesionan en la actualidad tanto en Móstoles desde la Parroquia de Nuestra Señora de la Alegría


Resultado de imagen de CRISTO YACENTE DEL SANTO ENTIERRO DE MOSTOLES


 como en Madrid en la Procesión de la Soledad.


Resultado de imagen de CRISTO YACENTE DEL SANTO ENTIERRO DE MOSTOLES

CARTELES DE MADRID

La imagen puede contener: 2 personas, personas de pie




La imagen puede contener: una o varias personas y texto



La imagen puede contener: una persona, texto


La imagen puede contener: una persona, primer plano y texto


La imagen puede contener: una persona



La imagen puede contener: una persona


La imagen puede contener: 3 personas, exterior

La imagen puede contener: una o varias personas


La imagen puede contener: 2 personas

La imagen puede contener: una persona


La imagen puede contener: una persona, texto